Focaccias dulces: conoce sus tipos y características

Que la focaccia cada vez se consume más fuera de Italia se entiende. Su aspecto apetecible y su delicioso sabor, en cualquiera de sus variantes, la hacen un alimento que se adapta a casi todos los gustos, igual que la pizza.

La focaccia es un plan plano que, elaborado con buenos ingredientes, constituye un alimento saludable que se puede tomar en cualquier comida, según las preferencias de cada uno.

Su variante más conocida es la focaccia genovese, que como su nombre lo indica, viene de Génova y es el tipo más tradicional, aderezada con aceite de oliva y sal. No obstante, hay otras variedades, como la focaccia pugliese o la focaccia de uvas, que gozan de popularidad. Sobre esta última y otras focaccias dulces hablaremos en este post.

focaccia

Lo primero: características de la focaccia

Antes de entrar de lleno en las opciones dulces nos detendremos en los aspectos que distinguen a una buena focaccia:

  • Son pocos ingredientes, aunque es muy importante que sean de buena calidad para garantizar su sabor y nutrición. Lo elemental de una buena focaccia es la masa puesto que es el sabor predominante, entonces debes usar harinas de calidad y, por supuesto, aceite de oliva virgen extra. Lo siguiente es añadir otros elementos a tu gusto.
  • Es tierna por dentro, con buena miga y alvéolos; y crujiente y dorada por fuera. Para lograr este efecto la masa debe tener una buena hidratación y debe estar muy bien trabajada.
  • No debe ser ni muy gruesa ni muy delgada, unos 2.5-3 centímetros de grosor para darle espacio a los dos tipos de texturas que mencionamos antes.
  • Por lo general tiene forma cuadrada y se corta por trozos, aunque hay variantes redondas u ovaladas.
  • En distintas regiones de Italia suele tomarse sola con capuccino para desayunar o para acompañar el vino en el aperitivo. Otros tipos de focaccias se consumen en distintas horas del día, por ejemplo, dos rebanadas de focaccia con un relleno en medio a modo de sándwich es una deliciosa cena.

Focaccias dulces

Uno de los tipos de focaccia más conocido en Italia es el que lleva uvas en su corteza. Tradicional en las zonas donde se cultiva la fruta para el vino como la Toscana, marida muy bien con una copa de esta bebida. 

La focaccia dulce es típica en el norte del país. Puede llevar pasas, miel o azúcar y otras frutas. Como dice el chef Luigi di Domenico, profesor de Scoolinary, es un alimento delicioso hecho simplemente “con pan, que al final es masa, y fruta”.

amasado de focaccia

Así como con uva, la focaccia puede ir muy bien con otros tipos de frutas que acepten horneado, entre ellas la manzana, la naranja o la pera. Otro tipo dulce muy conocido es la focaccia veneta, también del norte del país, como su nombre lo indica. Esta se prepara con huevos, azúcar y mantequilla, y es muy similar al conocido panettone o el pandoro y se consume durante la Pascua.

Pero, como señalamos antes, al ser un pan, la focaccia es versátil y acepta añadirle un sinnúmero de ingredientes de acuerdo al gusto de cada quien, ya sean elementos azucarados en la corteza o como relleno. Algunas de ellas son:

  • Focaccia con frutas: manzana, pera, naranja, uvas.
  • Focaccia rellena de mermelada.
  • Focaccia con chocolate (con azúcar o sin azúcar).
  • Focaccia con pasas.
  • Focaccia con cebolla caramelizada.

Elaborar una focaccia casera no es difícil pero requiere cierta habilidad a la hora de trabajar la masa y conocer los tiempos que esta necesita para ganar hidratación y textura. En Scoolinary te ofrecemos el curso Focaccias, dictado por Luigi di Doménico, en el que, con vídeos sencillos, aprenderás a cómo preparar una masa de calidad y distintos tipos de focaccias. ¡Cuéntanos si preparas una de ellas!

Compartir:

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.