Las 6 mejores pastelerías sin gluten de España

pastel sin gluten

Cuando se habla de eso de los placeres sencillos, pocos hay comparables a paladear nuestra pieza de pastelería favorita. Nadie debería renunciar a ello, ¡más que nada porque no hay necesidad! Así que los maestros que han apostado por la pastelería sin gluten en sus obradores se merecen una lista.

La llamada pastelería inclusiva está aquí para quedarse, por fortuna para un montón de personas con intolerancia o alergia al gluten y otros alérgenos omnipresentes en la tradición repostera. Pero, por fortuna, aquí nadie es imprescindible…

Además, profesionalmente es muy estimulante ver que otra pastelería es posible (sin perder en calidad y sabor, claro), como queda patente en el Curso de pastelería online de Pastelería Inclusiva: Sin Gluten que el experto Francisco Broccolo ha creado para Scoolinary. Muy recomendable.

En el curso encontrarás una excelente perspectiva teórica y un estupendo ejemplo del saber hacer de Broccolo en la lección gratuita del cake de limón con cremoso cítrico. Pero nosotros, a lo que vamos: esta es nuestra lista de las mejores pastelerías sin gluten de España.

El Obrador del Celíaco (Valencia)

Valencia cuenta con una importante batería de panaderías y pastelerías especializadas en productos sin alérgenos que la sitúa probablemente como la capital española de la pastelería inclusiva. El Obrador del Celíaco (Aparicio Albiñana, 2) es tal vez el más conocido exponente de esta tendencia.

Sin gluten, pero también sin lactosa y sin huevo, y produciendo al mismo tiempo repostería y bollería muy diversa, el Obrados del Celíaco muestra que es posible ofrecer tanto productos regionales tradicionales (hay que probar su pan quemao) como elaboraciones más generales.

La Celiacoteca (Madrid)

Originarios de Alcalá, es una de los establecimientos de referencia en la villa y corte. La Celiacoteca (Eraso, 3) tiene una amplísima gama de elaboraciones en panadería, bollería y pastelería; es sin duda uno de los mejores sitios para comernos un croissant sin gluten en Madrid.

Pero La Celiacoteca es mucho más que una panadería al uso. También realizan jornadas sobre celiaquía y alimentación (con un excelente nivel) y showcookings en los que nos muestran su dominio de la que quizás sea su elaboración maestra: el hojaldre.

Isacel (Cangas del Narcea)

La prueba evidente de que la pastelería sin gluten no es cosa de urbanitas. Teresa Pérez montó Isacel (Mayor, 24) hace siete años haciendo de la necesidad virtud, y hoy se ha consolidado como una referencia a nivel nacional.

Isacel apuesta por elaboraciones aparentemente sencillas donde, precisamente por eso, no caben la trampa y el cartón: bollos preñaos y empanadas en el salado, y unos impresionantes bizcochos, palmeras y morenitos en el mundo dulce.

cupcakes sin gluten

José María García (Alicante)

La casa de José María García (Av. Novelda, 46) no puede faltar en ninguna lista de este tipo que se precie, aunque solamente sea porque llevan trabajando la panadería y la pastelería sin gluten desde 1981.

Familiar, artesana y responsable son algunos de los adjetivos que describen la filosofía de la casa, que ofrece más de cien elaboraciones sin gluten (y muchas sin lactosa). Ni el pan, ni la repostería dulce ni las elaboraciones saladas se les resisten.

Pasticelia (Barcelona)

Los pioneros de la pastelería sin gluten de Barcelona se llaman Pasticelia (París, 165) y son de esos que se toman muy en serio su compromiso con la celiaquía. Están respaldados por la Associació de Celíacs de Catalunya y por su fiel clientela.

Pasticelia ofrece un surtido realmente amplio que incluye pasteles y tartas, bollería y galletas, elaboraciones saladas y una cuidada selección de delicatessen. Una referencia que no puedes pasar por alto, seas celíaco o no, cuando estés en la Ciudad Condal.

Dulcelía (Alcázar de San Juan)

Otra referencia lejos de las grandes ciudades, con un saber hacer de primer nivel y unos resultados sencillamente deliciosos: se llama Dulcelía, la encontramos en Alcázar de San Juan (Bailén, 7) y tiene un carácter marcadamente familiar y artesano.

El pan, las tartas, la bollería y los demás dulces de Dulcelía consiguen aquello a lo que aspira cualquier pastelería sin gluten: que sus productos sean disfrutados por celíacos y no celíacos por igual. Quedamos pendientes de su versión de las tortas…

Compartir:

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.