BLOG

Tortilla de patata con cebolla o sin cebolla: el GRAN debate culinario

¿Quiénes somos, de dónde venimos, a dónde vamos? ¿La tortilla, con cebolla o sin cebolla? Ah, las grandes preguntas de la Humanidad…
con cebolla o sin cebolla 2

Los cursos más nuevos

¿Con cebolla o sin cebolla? No hace falta decir más en una reunión de más de dos personas para que las gentes se pongan a lanzar encendidas diatribas y empiecen a mirarse entre sí como buscando herejes. Y es que aquí no cabe lo de “a mí me da igual”; las posturas son irreconciliables. Al fin y al cabo, estamos hablando de algo tan serio como es la tortilla de patata…

A nosotros la que nos gusta es… Ja, ¿qué queréis, que perdamos la mitad de nuestros lectores? Lo que sí podemos (sin ánimo de convencer a nadie, faltaría más) es reunir los argumentos a favor y en contra. Y también, proponerte el Curso de Tortilla Española de Clara Villalón, para aprender a variar cocciones, incorporar ingredientes y… Y lo de la cebolla, ahora lo vemos…

Con cebolla; la gracia de la tortilla

  • La cebolla aporta sabor, jugosidad y en última instancia la gracia. Si no, sabría a huevo con patata, sin más.
  • Hay quien dice incluso (Jack 2010) que la receta original iba con cebolla, aunque remita a un relato apócrifo y poco fiable.
  • El toque dulzón de la cebolla aporta matices aromáticos que elevan la tortilla a otro nivel (muy por encima de la tortilla “sincebollista”, desde luego…).
  • Las últimas encuestas revelan que tres cuartas partes de los españoles son “concebollistas”. Y ya sabes lo del millón de moscas.
  • No poner cebolla es el recurso de los vagos que no quieren ponerse a picarla. Pero se la das con cebolla y bien que les gusta…
  • La tortilla sin cebolla es una adaptación al gusto de niños, guiris y gente que sigue alguna dieta estricta.
  • En mi casa la hacemos así. Ahí, nada que decir.

Sin cebolla; si es de patata, es de patata

  • La cebolla da a la tortilla un gusto extraño, resulta demasiado agresiva y desvirtúa la suavidad de los ingredientes de la tortilla de pa-ta-ta.
  • En el Triángulo de la Tortilla que forman Villanueva de la Serena, Betanzos y Navarra, por lo menos en dos vértices pasan de la cebolla.
  • El toque dulzón (o peor, quemado) de la cebolla no pinta nada en esta elaboración esencial que los “concebollistas” se empeñan en boicotear.
  • Freír la cebolla es un engorro; si es grande resulta una textura poco agradable, y si es pequeña es difícil de sacar del aceite y se quema.
  • La cebolla solo sirve para dejar su invasivo sabor en el aceite en el que la freímos, así que nada, fuera.
  • La tortilla con cebolla es una adaptación al gusto de paladares atrofiados, señoros y gente que mezcla cualquier cosa.
  • En mi casa la hacemos así. Ya, este ya nos lo imaginábamos todos…
con cebolla o sin cebolla 1

Un debate irresoluble

A ver, entonces en qué quedamos, con cebolla o sin cebolla; ¿qué dicen los profesionales de esto? Ay, no se ponen de acuerdo… Mientras algunos como Dabiz Muñoz rechazan la cebolla de plano, otros tan prestigiosos como Andoni Adúriz dicen que sí, que dónde vamos sin cebolla. Lo que nos hace sospechar que esto tiene mala solución.

Por suerte, no hay por qué buscar un problema donde no lo hay (salvo que la tortilla vaya al centro para compartir, ahí sí…). Con cebolla o sin cebolla, la tortilla española es un manjar sencillo tanto en los ingredientes como en la elaboración, así que ¿por qué no nos centramos en disfrutarla, a cada cual como más le guste?

Cursos Scoolinary con otros clásicos de cocina española

Y ya no vamos a meternos en aquello de si la patata cortada así o asá, de si más bien frita o más bien confitada, de si los huevos batidos o revueltos… por no hablar del nivel de cuajado; pero ese melón ya lo abriremos otro día; todo eso y más (como esta receta de tortilla vaga), en el Curso de Tortilla Española de Clara Villalón. Y además…

Compartir:

Más populares

Regístrate a nuestra newsletter

Entérate antes que nadie nuestras novedades y promociones.